Ideario 2017-02-27T11:16:53+00:00

MISION

Nuestros Colegios y Obras son centros educativos que la Iglesia ofrece a la Sociedad en los que:

  • Promovemos la formación integral de niños y jóvenes al estilo de San Marcelino Champagnat para dar a conocer y amar a Jesucristo.
  • Tomamos a María, en nuestro quehacer diario, como modelo de sencillez, humildad y espíritu de familia.
  • Hacemos realidad en nuestras Obras una Iglesia de fraternidad horizontal, abierta al protagonismo de los laicos.
  • Favorecemos un terreno fértil para acoger y descubrir la Buena Noticia.
  • Favorecemos sociedades abiertas y plurales en el ámbito religioso y cultural.
  • Fomentamos el crecimiento de la dimensión ética y trascendente de la persona, la libertad, el sentido crítico, la justicia, la solidaridad, la convivencia y la paz.
  • Apostamos por una formación que favorezca la síntesis entre cultura, fe y vida.
  • Atendemos con especial dedicación a los niños y jóvenes con necesidades específicas o en riesgo social.

VISIÓN

  • Ofrecer al mundo el signo de corresponsabilidad y comunión de Hermanos y seglares como camino para generar la formación de fraternidades y comunidades Cristianas.
  • Ser voz en el ámbito social, educativo y pastoral, y promover la plena conciencia de los derechos de niños y jóvenes, siendo reconocidos por nuestra acción pastoral que impregna todas las actividades de nuestras Obras.
  • Conseguir colegios y obras sociales capaces de ser agentes de cambio social, cultural y educativo, a la vanguardia de la innovación pedagógica y tecnológica con una imagen acorde a las tendencias sociales, y con una Comunidad Educativa implicada en la vida de la Obra.

VALORES

  • La presencia cercana del educador, la sencillez que favorece la empatía y la creación de relaciones, el espíritu de familia y el amor al trabajo y a nuestra Buena Madre.
  • La Misión compartida: comunión de ideales y unidad institucional.
  • El compromiso con la realidad social.
  • La escucha y el diálogo entre todos los integrantes de la Comunidad Educativa.
  • El apostolado de la presencia: personal, prolongada, amigable y confiada; hecha de cercanía, acogida, apertura y ayuda.
  • La atención a los niños y jóvenes con necesidades específicas o en riesgo social.
  • El sentido de Iglesia y comunión con ella.
  • La presentación del mensaje de Jesús teniendo en cuenta la realidad que viven los niños y jóvenes y su mentalidad.
  • La interculturalidad y pluralidad religiosa como elemento de comunicación.

ESTILO EDUCATIVO

El Colegio Marista “San Vicente Ferrer” es un centro perteneciente al Instituto de los Hermanos Maristas (Provincia Mediterránea), que ofrece a la sociedad la formación integral de sus alumnos/as, según el estilo pedagógico promovido por Marcelino Champagnat, fundador de la Institución. Siendo fiel a la tradición Marista, pretende como objetivo principal formar “buenos cristianos y honrados ciudadanos”.
Promueve el desarrollo integral de la persona desde la concepción cristiana de la vida y del mundo de acuerdo al mensaje del Evangelio. Programa y desarrolla procesos catequéticos y de expresión de fe en el marco del respeto y la libertad. Cultiva la educación en valores fomentando la dimensión personal, escolar social y religiosa de los alumnos.
Potencia las actividades escolares con la dedicación y exigencia académicas, la atención a la diversidad, cercanía al alumno y atención personalizada; valorando el esfuerzo del aprendizaje continuo.
Utiliza una metodología abierta, flexible, innovadora y práctica, adecuada a los tiempos, a la realidad cultural, social y humana, potenciando sus características e identidad.
Desarrolla el sentido crítico y la sensibilidad ante la injusticia, deterioro de la naturaleza y medio ambiente valorando el patrimonio artístico y cultural.
Nos proyectamos más allá de las aulas, promoviendo el uso formativo del tiempo libre, con la práctica del deporte, las actividades extraescolares, la organización de grupos y el asociacionismo.

RESPONSABLES DE LA EDUCACIÓN

Nuestro colegio se constituye en Comunidad Educativa, porque la tarea de la educación requiere la aportación coordinada de todas las personas que intervienen en ella:

  • Fundación Ferrer – Carbonell, es la Entidad titular

  • Instituto Hermanos Maristas: define y mantiene los principios que configuran el tipo de educación, así como los criterios que garantizan la fidelidad a los mismos.
  • Los alumnos: son los verdaderos protagonistas, son sujetos responsables de su propia formación. Intervienen activamente en la vida del Centro, según las exigencias de su edad.
  • Los profesores son los principales educadores de los alumnos, realizando su labor en coherencia con el carácter propio y con espíritu equipo. Participan en la elaboración y seguimiento del Proyecto Educativo. Intervienen en la gestión del Colegio a través de los órganos de gobierno.
  • Los padres o tutores de los alumnos son los primeros responsables de la educación de sus hijos. Prestan su apoyo y colaboración en la tarea colegial especialmente a través de la Asociación de Padres de Alumnos y de los órganos de participación establecidos.
  • El personal de administración y servicios y demás colaboradores hacen posible y más eficaz la acción educativa desde sus respectivas responsabilidades

ORGANIZACIÓN Y GESTIÓN

El modelo de educación que nuestro colegio ofrece a la sociedad exige una aportación coordinada de todos para conseguir los objetivos propuestos.

Esto supone que:

  • Los esfuerzos y las ilusiones de la Comunidad Educativa convergen en el objetivo prioritario: la educación integral del alumnado.
  • La presencia y la participación constante y corresponsable y generosa es el camino de la actuación de todos.
  • Cada cual asume responsablemente sus obligaciones y respeta los derechos y competencias de los demás.

Los principales estamentos y órganos por los que se hace posible el funcionamiento del centro son:

  • La Entidad titular que tiene el compromiso de definir la identidad y la misión del centro en la sociedad a la que sirve.
  • El Director y el Equipo directivo que asumen la última responsabilidad de la gestión del centro y de la consecución de sus objetivos.
  • El Claustro de profesores que procura la coherencia y la calidad de los procesos académicos y pedagógicos.
  • El Consejo escolar que reúne a los distintos estamentos de la Comunidad Educativa y en el que la participación y el diálogo se ponen al servicio de toda la vida del centro.

El Reglamento de Régimen Interior define y  regula los distintos órganos unipersonales y colegiados que intervienen en el proceso educativo, especifica sus funciones, derechos y deberes, y garantiza la coordinación de los miembros de la Comunidad Educativa.